Saltar al contenido.

ONG´s exigen garantías de seguridad para padres de los 43, tras agresión de militares

Bernardo Torres/API

Fotografía: Jesús Bello/API

Fotografía: Jesús Bello/API

Chilpancingo, Guerrero.- Luego de la agresión que sufrieron los padres de los 43 estudiantes desaparecidos, en la carretera México-Puebla, como parte de las caravanas “Por la Verdad y la Justicia”, por parte de elementos del Ejército; organizaciones no gubernamentales, exigieron al gobierno federal garantía de seguridad.

El Secretario técnico de la Red Guerrerense de Organismos Civiles de Derechos Humamos, Manuel Olivares Hernández, exigió al gobierno federal que se den garantías de libre tránsito para la caravana que realizan los padres de los 43 alumnos de la Normal de Ayotzinapa.

Al filo de la medianoche del sábado, el autobús en que viajaban los padres fue interceptado por militares en la caseta San Martín Texmelucan, de la autopista México-Puebla, para exigir a los padres y estudiantes que descendieran de la unidad.

Con toletes rompieron los vidrios y los obligaron a descender del vehículo, un hecho que han comparado con lo ocurrido el 26 y 27 de septiembre del 2014, cuando policías y delincuentes interceptaron los camiones en que viajaban los normalistas para asesinar a tres y desaparecer a 43.

Olivares Hernández a nombre de los organismos defensores de derechos humanos, insistió “Hacemos un llamado al gobierno federal a que deje de lado esa soberbia con la que están tratando el movimiento y al presidente Peña Nieto, a que asuma su función como representante del Estado mexicano”, señaló Olivares Hernández,

Agregó que lo más importante debe ser la búsqueda con todas las herramientas tecnológicas posibles de los desaparecidos, y brindar respuestas a los padres de los jóvenes de qué fue lo que ocurrió el 26 de septiembre de 2014, sin embargo el gobierno federal se ha dedicado a denostar el movimiento y a criminalizarlo de tal forma que se llega a absurdos como el del sábado que los militares utilizaron la fuerza para agredir a quienes han transitado por todo el país, difundiendo su exigencia de justicia.

Según el testimonio que dieron madres de los 43 desaparecidos a través de comunicados y redes sociales, cuando se dirigían por el poblado de San Martín Texmelucan en el estado de México hacia Puebla, uniformados que identificaron como militares rompieron el cristal del autobús a la altura del asiento de la mamá del normalista Julio Cesar López Patolzin con sus nietos, un bebé de dos meses 20 días y una niña de cuatro años.

Después de esta acción  los familiares bajaron del autobús para ver lo ocurrido y militares les apuntaron con armas, luego tomaron la caseta y recolectaron dinero para continuar con su caravana.

“Para todo el movimiento  de derechos humanos y todo el movimiento social estos hechos no dejan más que confirmar lo que ya hemos señalado: hay una criminalización en contra de los padres, en contra de las organizaciones que apoyan ese movimiento. Se está ejerciendo una campaña en contra del movimiento”, consideró Olivares. (Agencia Periodística de Investigación)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: